Alquilar un coche en Bélgica

Busca entre más de 1.000.000 alojamientos y 550 líneas aéreas de todo el mundo

Los miembros ahorran un 10 % adicional en una selección de hoteles. Regístrate ya.

Reembolso completo en la mayoría de los hoteles: la flexibilidad es importante.

Ciudades populares de Bélgica

"

Alquiler de coches en Bélgica

Pocos países aúnan tanta belleza y riqueza arquitectónica en tan poco espacio como Bélgica. Se compone de preciosas ciudades con personalidad propia que esperan que desveles todos sus secretos. Cuando estés listo, vuela al aeropuerto de Bruselas y recoge allí mismo uno de los vehículos de nuestro alquiler de coches en Bélgica. Piensa que se trata de un país no demasiado grande y que podrás recorrerlo cómodamente de cabo a rabo.

Conduce nuestros coches baratos en Bélgica hasta Bruselas, que, además de por ser la capital, es conocida por albergar los organismos principales de la Unión Europea. ¿Los motivos? La tradición neutral del país en los conflictos europeos y su ubicación estratégica. Una vez allí, cómo perderte el emblemático Manneken Pis, en neerlandés, literalmente, el «hombrecito que orina». Otro de los símbolos de la ciudad es el Atomium, la interesantísima escultura de 102 metros de altura que representa un cristal de hierro ampliado.

Al ladito se halla Mini-Europe, un parque curioso cuanto menos. En él encontrarás representadas a escala construcciones de ciudades europeas, como la Torre Eiffel o la Sagrada Familia. Aunque, para parque, el del Cincuentenario, que ocupa 30 hectáreas. ¡No te pierdas su arco de triunfo!

A continuación, sigue exprimiendo al máximo nuestro servicio de alquiler de coches baratos en Bélgica y dirígete a Lovaina, al noreste. Poco tardarás en darte cuenta de que la ciudad destaca por su bella arquitectura: no te pierdas Park Abbey, una preciosa abadía de la orden de los Canónigos Premonstratenses, ni el ayuntamiento de Lovaina, de estilo gótico brabantino. Los amantes de la arquitectura tampoco querrán perderse el Gran Beguinaje de Lovaina, un centro histórico bien conservado cuyas calles te transportarán a otra época.

Buscar coche de alquiler también es buena idea para llegar hasta Amberes. Allí, hazle una visita a la Rubenshuis, la casa-museo de Rubens, donde vivió durante sus últimos años de vida. Por supuesto, no es el único museo de la zona: también merecen mucho la pena el Museo Plantin-Moretus, en honor a los fundadores de una famosa imprenta del siglo XVI; el Museum aan de Stroom, ideal para conocer la ciudad y admirarla desde el mirador situado en la terraza; y el Museum Mayer van den Bergh, donde encontrarás arte gótico y renacentista.

Por último, aunque no por ello menos importante, tienes Gante, donde encontrarás numerosos edificios históricos, una gran oferta cultural y una vida nocturna muy animada. En el apartado religioso, destacan la catedral de San Bavón, el campanario de Gante y la iglesia de San Nicolás. El castillo de los condes de Gante tampoco tiene desperdicio ninguno, pues se mantiene prácticamente intacto y puedes visitar su interior. Si buscas un museo, el de Bellas Artes es muy recomendable.

Como ves, durante tus próximas vacaciones y gracias a nuestros coches de alquiler baratos en Bélgica, te convertirás en todo un experto de este país del norte de Europa. ¡El problema vendrá cuando te pongas a ordenar las fotos del viaje!

"