Inicio de la sección principal

Busca entre más de 1.000.000 alojamientos y 550 líneas aéreas de todo el mundo

Busca entre más de un millón de vuelos, hoteles, paquetes y mucho más

Sin tasas de cancelación de Expedia por cambio o cancelación de casi cualquier reserva de hotel

Busca la mejor selección de Cabañas con Expedia.es

¿No le quitas ojo a tus botas de montaña? ¿Suspiras por encerar tus esquís de fondo y disfrutar del aire libre? ¿No puedes pensar en otra cosa que no sea nadar a lo loco y en la fragancia de las cumbres alpinas? Está claro que lo que buscas es una cabaña. Sumérgete en la naturaleza en estado puro. Disfruta de una estancia cálida y acogedora, con un marcado carácter local. Encuentra tu cabaña perfecta junto a un lago de los Alpes o en las escarpadas crestas de las Montañas Rocosas. Si lo prefieres, puedes reservar una cabaña frente a mar y disfrutar del impetuoso oleaje del Pacífico o el Atlántico. También puedes alojarte en un refugio de madera en los pinares de la Columbia Británica o dormir en los floridos prados de Austria y Francia. Cualquiera de estas opciones podría ser la escapada perfecta que estabas buscando.

Las cabañas ofrecen una experiencia completamente diferente a la que proporcionan los hoteles tradicionales. Prometen mantenerte activo, rodeado de naturaleza en estado puro, dormir al son del ulular de los búhos y el canto de los grillos, y despertarte con el frescor de los pinos y el mecer de los árboles. Generalmente, el diseño de las cabañas respeta el medio ambiente. Están construidas con piedras y madera, equipadas con tejados a dos aguas para contener la nieve y a veces cuentan con amplios porches donde te puedes sentar para ver cómo transcurre la vida en la pradera. Los amantes del aire libre estarán encantados. Puede que las rutas de senderismo o ciclismo pasen por la misma puerta o, tal vez, nazcan cerca de la cabaña senderos de descenso o rutas nórdicas de esquí. Suele ocurrir con este tipo de alojamiento.

Tradicionalmente, Estados Unidos ha sido el hogar de las cabañas por excelencia. Desde las Montañas Rocosas hasta la Cordillera Azul, hay un sinfín de extensiones kilométricas de naturaleza en estado puro donde situar cabañas. Veamos como ejemplo la bonita zona rural de California, donde las cabañas de Big Bear Lake muestran a la perfección el estilo de este tipo de alojamiento rústico, entre pinos y crepitantes chimeneas. Echa un vistazo a los acogedores refugios de Oak Knoll Lodge and Cabins para ver a qué nos referimos. Otra posibilidad serían las cabañas de Gatlinburg, encaramadas en las pendientes de las neblinosas de las Grandes Montañas Humeantes, entre bosques de robles y pequeños riachuelos. Además, en el caso del White Oak Lodge & Resort, cuentan con bañeras de hidromasaje y terrazas panorámicas. Si aún no has dado con la opción perfecta, siempre puedes reservar una cabaña en Sevierville y recorrer el sendero de los Apalaches, probar el auténtico whisky de Tennessee y disfrutar del auténtico espíritu estadounidense.