Plaza de San Pedro

La Plaza de San Pedro, el corazón al aire libre del mundo católico, está en la cima de la cumbre de la arquitectura religiosa, sobre todo cuando se pone el sol.

Solamente hay un camino hacia la Plaza de San Pedro: dirígete directamente por la Via della Conciliazione para encontrarte cara a cara con la majestuosa bóveda de la Basílica de San Pedro. Una vez llegues a esta plaza, no te cabrá ninguna duda de que estás en pleno centro del estado más pequeño del mundo.

La plaza tal y como la conocemos hoy en día es obra de Gian Lorenzo Bernini. A mediados del siglo XVII se designó al arquitecto barroco para crear un espacio en el que cupiera el mayor número posible de personas para ver al papa cuando se dirigía al público desde el Palacio del Vaticano. Cada día de Pascua, la Plaza de San Pedro se sigue llenando de peregrinos que viajan hasta aquí para ver pronunciar al papa su mensaje anual. En realidad, pocos son los días tranquilos en la plaza.

La clave está en que te tomes tu tiempo para elegir lo que quieras visitar. En la parte derecha de la plaza se encuentra el obelisco egipcio, de más de 25 metros de alto y tallado en granito rojo. Se dice que fue trasladado por Calígula en el año 37 desde Alejandría hasta el Circo de Nerón, un edificio brutal de juegos de muerte y crucifixiones situado donde actualmente se encuentra la plaza. Además, este también es el lugar donde los romanos acabaron con la vida de San Pedro. De hecho, encontrarás un impresionante cuadro de su sacrificio realizado por Caravaggio en la Capilla Cerasi.

La forma elíptica de la plaza la forma una altísima columnata con cuatro filas de columnas, ingeniosamente dispuesta para crear una ilusión óptica. Justo debajo de la columnata verás gran cantidad de estatuas; una colección de figuras sagradas como la de San Juan Bautista y Cristo Redentor. La escultura del propio San Pedro, realizada por Giuseppe De Fabris, está situada a mano derecha de las escaleras que llevan a la basílica y justo enfrente está la de San Pablo.

La Plaza de San Pedro se encuentra en el centro de Roma. Desde el centro de la ciudad puedes llegar andando hasta esta plaza. La vía más directa es cruzar el río Tíber y caminar recto por la Via della Conciliazione. La estación de metro Ottaviano está a poca distancia a pie por la Via Ottaviano.


Explorar más en Roma (y alrededores)


Hoteles cercanos

Los 10 mejores hoteles cerca de Plaza de San Pedro


Hoteles más reservados

Hoteles más populares cerca de Plaza de San Pedro

Ver todos los hoteles cerca de Plaza de San Pedro